viernes, 29 de junio de 2012

Dios de la adolescencia

Cuando corrés desmesurado para escuchar el bis de un concierto.
Cuando cantás frente al espejo como si estuvieras en el estadio.
Cuando mirás la luz de la luna y abrís los brazos tratando de atrapar el lado oscuro.
Cuando te reís sin saber por qué, pero con ganas.
Te das cuenta que los almanaques son mentiras y que estás intacto.
Y todo huele como un espíritu adolescente.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

"Puedo correr como loco a un bis de mi banda preferida,sigo cantando con todo mi corazon aunque desafine como siempre, sigo mirando la luna y viajando con mi mente ,me sigo riendo de las cosas mas absurdas como cuando era adolescente, puedo hacer todas las cosas que hacia como cuando tenia 16...el problema esta en que cuando tenia 16 ,no pensaba en estas cosas,solo las hacia..:D

Barracuda dijo...

y las seguis haciendo? Say no more!